¿En qué situación se encuentran los autónomos catalanes?

Rate this post

Si prestamos atención a los datos de afiliación por comunidades autónomas ofrecidos por el Ministerio de Empleo sin duda Cataluña, Andalucía, Madrid y la Comunidad Valenciana, son las regiones con mayor índice de trabajadores por cuenta ajena.

Según los datos del mes de septiembre más de medio millón de catalanes están dados de alta como autónomos. En concreto 548.891 ciudadanos que se encuentran completamente desamparados ante la incertidumbre política y sus consecuencias.

Mientras que alrededor del 43 % de las grandes y medianas empresas de Cataluña ha protagonizado un éxodo brutal en menos de 15 días desplazando su sede social fuera de Cataluña, no sucede lo mismo con los autónomos.

Esto nos ha hecho plantearnos una duda importante desde Prestamistas Particulares: ¿en qué situación se encuentran los autónomos catalanes? Básicamente en una situación verdaderamente debilitada ya que no disponen de la capacidad ni de la opciones de moverse de una provincia a otra con la celeridad de las grandes, pequeñas y medianas empresas.

Mientras más de 540 empresas están protegiendo sus intereses cambiando su sede social, los autónomos no pueden hacer nada. En este momento tanto sus servicios como los productos que ofrecen se encuentran en primera línea de fuego. Y en medio de esta incertidumbre en cuanto a la posible caída del consumo o de las inversiones, no pueden responder ni protegerse. Es decir que más de medio millón de un colectivo compuesto por 3 millones en España se ha quedado completamente desamparado.

La Confederación de Trabajadores Autónomos de Cataluña (CTAT) solicitan calma

Por este motivo no es de extrañar que la CTAT, perteneciente a la UPTA (Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos), no haya dejado de recibir consultas durante estas semanas por parte de los autónomos catalanes. Unas consultas con las cuales se busca una solución a la situación de este colectivo tan numeroso de autónomos.

La CTAT, por su parte, pide calma a los afiliados. Su movilidad en este momento es muy baja en comparación con el resto del tejido empresarial catalán. Y no es de extrañar si pensamos en las grandes limitaciones que tienen para poder moverse, tal y como han hecho el resto de empresarios.

Es decir, que tanto si están de acuerdo como si no lo están con la proclamación de una República catalana tendrán que conformarse porque no se les brindan soluciones. Estos trabajadores son sin duda los más desfavorecidos dentro del sector empresarial catalán.

Sin embargo la situación y el malestar entre este grupo es cada vez más evidente desde el 1-O. Un elenco de trabajadores cuya situación económica está totalmente supeditada al procés. Según hacía público a los medios de comunicación el presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), los afiliados estaban completamente desorientados. De hecho, muchos de ellos no pueden contar con la libertad suficiente como para tomar una postura u otra. Algunos temen ser tachados de antipatriotas y encontrase con graves problemas para poder seguir adelante con sus negocios.

Esperamos que muy pronto esta situación encuentre la solución más adecuada para todos los ciudadanos catalanes. Y que los autónomos dejen de ser el eslabón débil del tejido empresarial. Los grandes olvidados en este enfrentamiento político que está afectando tanto a los trabajadores.

Llámenos
Contáctanos