Préstamos inmediatos y fáciles

Rate this post

Para pedir dinero prestado en cualquier institución bancaria, comúnmente hay que hacer muchas gestiones. Los consumidores necesitan en este momento económico que atraviesa el país préstamos inmediatos y fáciles, una forma más rápida de obtener financiación, porque las deudas urgentes no esperan a nadie.

Prestamos inmediatos y faciles

Prestamos inmediatos y faciles

Cuánto conseguir con préstamos inmediatos y fáciles

Es con miras a este objetivo como nacen los préstamos inmediatos y fáciles, que solo pidiendo al cliente una vivienda en garantía, otorgan desde 6.000 hasta 150.000 euros en menos de una semana. El bien inmueble tiene que estar libre de hipotecas y otras deudas, pero puede ser de propiedad del solicitante o de cualquier persona amiga o conocida.

Como bien lo indica su nombre, créditos inmediatos y fáciles, se trata de una operación financiera muy ágil, ya que se hace a través de una plataforma virtual. Una vez que el usuario ingrese sus datos, tiene que esperar a que le aprueben la solicitud y después firmar el contrato en una notaría. No hace falta que viaje hasta otra ciudad, pues el trámite siempre se realiza en el lugar de residencia del consumidor.

Quién otorga créditos inmediatos y fáciles

Los inversores de capital privado no tienen límite en sus prestaciones, el mismo solo está señalado por el 20% del valor de la propiedad puesta como aval. Además operan en toda España, con lo que siendo mayor de edad y residiendo en el país se puede acceder al dinero que se necesita en pocos minutos. “Con respecto a la cancelación de los préstamos inmediatos y fáciles, existen planes de pago según las necesidades del deudor, que abarcan cuotas a pagar entre 1 y 15 años. Así como el importe se transfiere a la cuenta bancaria que indique el cliente, la devolución se hace por el débito automático o por ventanilla”.

Si el cliente necesita refinanciación, puede pedirla con un costo del 0,25%. Por lo que respecta a los intereses, los mismos no son fijos sino que se comunican al cliente antes de firmar el contrato, previamente establecidos según el capital y plazos solicitados.

Quién puede pedir préstamos inmediatos y fáciles

Por otra parte, estos créditos inmediatos y fáciles pueden ser pedidos por personas económicamente comprometidas. En efecto, por más que estén sin trabajo, no puedan justificar ingresos, no tengan nómina ni aval o estén en RAI o Asnef pueden hacerse dueños del capital que necesitan para salir de su incómoda situación.

Los préstamos inmediatos aspiran a llegar a un amplio número de personas, gracias a ello son tan flexibles y sencillos de encarar. Lo invitamos a estudiar todas las alternativas para poder volver a relajar su presupuesto.

Llámenos
Contáctanos