Cuáles son las ventajas de los préstamos entre particulares

Rate this post

Solicitar un préstamo a día de hoy no resulta nada raro. Es normal que en algún momento dado tengamos una necesidad económica que no podemos saldar con nuestros ingresos habituales. O con ayuda de nuestros ahorros. Por ejemplo que tengamos que hacer una reforma en el hogar con la que no contábamos. O que se nos rompa el coche sin previo aviso y debamos comprar uno nuevo.

En estos casos lo normal es recurrir al banco de toda la vida para poder solicitar crédito. Sin embargo esta no tiene por qué ser la mejor decisión a nivel económico para nosotros. Hoy en día existen muchas empresas de capital privado y prestamistas particulares que ofrecen soluciones y alternativas a la banca tradicional. Y que tienen unos productos verdaderamente competitivos e interesantes. Hasta tal punto que incluso llegan a resultar más atractivos que los de los bancos.

Desde Prestamistas Particulares te queremos explicar cuáles son algunas de las principales ventajas de los préstamos entre particulares. Estamos seguros de que esta información te resultará interesante. Comencemos.

Conoce las principales ventajas de los préstamos entre particulares

Facilidad para conseguir crédito al instante

A diferencia de lo que puede suceder con las entidades de crédito tradicionales, los prestamistas particulares ofrecen muchas facilidades a los prestatarios.

  • Menos requisitos. En general los requisitos mínimos para acceder a este tipo de préstamos son mucho menos exigentes que los que solicitarán un banco. Por ejemplo aunque estés en Asnef, no tengas un buen CIRBE o incluso tu nómina no sea regular, puedes conseguir dinero.
  • Mayor rapidez de concesión. Y no solo eso, además la concesión es prácticamente al instante. Dependiendo del importe que solicites puedes disponer del capital en tu propia cuenta corriente en menos de 15 minutos o en un máximo de 72 horas.

Sin necesidad de cambiar de banco ni vincular otros productos

Otras dos de las principales ventajas de los préstamos entre particulares son las siguientes:

  • Sin necesidad de cambiar de banco. Normalmente cuando una entidad financiera nos ofrece un préstamo hemos de tener una cuenta abierta con ellos. Pero esto no sucede con los prestamistas particulares. En este caso podremos mantener nuestra cuenta corriente en el banco que queramos. Esto no afectará a la concesión del crédito.
  • Carecen de productos vinculados. Además no existen productos vinculados. Una estrategia muy habitual en los bancos. Para conseguir ganar más clientes y beneficios suelen asociar los préstamos a productos vinculados. A cambio prometen bajadas de interés en los préstamos. Pero esto no siempre significa mejores precios. Pues aunque los intereses del préstamo sean más baratos si tenemos que aceptar otro gasto no nos saldrá a la cuenta. Por mucho que nos digan que nos están ofreciendo algo a cambo. Pero es algo que nosotros no queremos y puede que no necesitemos. Esto es muy frecuente con las hipotecas. Suelen vincular los seguros del hogar a su concesión. Aunque estos seguros no sean precisamente la mejor opción para el consumidor.

Intereses atractivos

Aunque muchas personas piensen lo contrario lo cierto es que los préstamos entre particulares ofrecen unos intereses muy competitivos en sus créditos. Incluso en muchas ocasiones más atractivos que los de los bancos.

El TAE de estos préstamos, según el Banco de España, suele situarse entre el 6 % y el 8 % anual y se calcula de manera completamente personalizada en función de cada caso.

Contratación a través de internet

Otra de las grandes ventajas de estos préstamos es que no es necesario que nos personemos en ninguna oficina para gestionarlos. Todo se hace de manera inmediata a través de internet. Lo que permite que estemos donde estemos podamos conseguir un préstamo.

Llámenos
Contáctanos