Beneficios de los prestamistas particulares

Rate this post

Los beneficios de los prestamistas particulares son numerosos, puesto que cuando no se reúnen las condiciones necesarias para acceder a un crédito, nos referimos a esas exigencias que imponen las entidades financieras para otorgar sus préstamos, normalmente nos encontramos con una negativa por parte de la entidad. Por lo tanto hay que buscar otras alternativas para obtener el crédito que necesitamos; éste es el principal beneficio de los prestamistas particulares, el poder acceder a una línea de financiación aún encontrándonos en una situación especial.

Beneficios de los prestamistas particulares

Éstas situaciones especiales son, por ejemplo, no disponer de nómina mensual, estar inscrito en un archivo de morosos, asnef, RAI, etcétera. Estas circunstancias hacen que la entidad financiera, el banco o la caja de ahorros deniegue rotundamente el préstamo al consumidor.

Otro de los beneficios de los prestamistas particulares es que no será necesaria una gran cantidad de papeleo, ni tampoco justificaciones, etc. los trámites son más sencillos y el proceso se acelera. De tal manera, que podemos obtener el dinero en efectivo en un espacio de tiempo de 72 horas; mucho más rápido que en cualquier entidad financiera tradicional.

Para poder conseguir cualquiera de nuestros préstamos privados, el consumidor únicamente tiene que presentar una propiedad como aval, ésta puede ser un bien inmueble, un coche, cualquier objeto de valor, etc. la finalidad de esto será garantizar el préstamo del cliente y ofrecer numerosas posibilidades para el usuario.

Mediante este sistema una mayor cantidad de consumidores pueden tener acceso al crédito, además el consumidor no tiene un límite establecido que determine la cantidad del dinero que nos puede pedir; éste vendrá definido por el 20% del valor de la propiedad en garantía. Esta propiedad puede ser casi cualquier cosa exceptuando las joyas. Además en aquellos casos en los que el consumidor necesita de una cantidad de dinero pequeña siempre es posible pedir un préstamo de 3000 € como mínimo.

El cliente también puede utilizar su vehículo como garantía del crédito que necesita; es otro de los beneficios de los prestamistas particulares. Nosotros podemos darle dinero por su coche, para efectuarlo tasaremos en primer lugar el automóvil y después podremos concederle una cantidad de dinero que oscilará entre el 30% o el 40% de la valoración que obtengamos de su coche; también podemos hacer lo mismo si se trata de un camión, furgoneta, motocicleta, etc.

En el caso de que sea una propiedad inmobiliaria la que avale su préstamo, esta debe caracterizarse por no tener ningún tipo de cargas ni de hipotecas. Podrán ser válidas las casas, pisos, locales, etc. y no aceptaremos los solares o parcelas.

Como puede verse, hay numerosos beneficios de los prestamistas particulares en contraposición a la banca tradicional. Si a pesar de todos estos argumentos aún tiene algún tipo de duda, puede ponerse en contacto con nosotros a través de esta página web mediante el formulario; también puede contratar de manera telefónica con nuestro personal en el número de teléfono 930 13 04 16. Estaremos encantados de atenderle y resolver todas las cuestiones que desee.

Llámenos
Contáctanos